Seguro de propietario ¿Quién lo necesita y quién lo requiere?

Seguro de propietario ¿Quién lo necesita y quién lo requiere?

A diferencia de cuando maneja un auto, usted puede legalmente tener una casa sin seguro de propietario. Pero si financió la compra de su casa con una hipoteca, su prestamista seguramente le requerirá que tenga una cobertura de seguro para propietarios. Eso es porque el prestamista necesita proteger la inversión de su casa en caso de que se queme, sufra daños severos por tormentas, tornado u otro desastre.

Si usted vive además en una zona de inundación, el banco también le requerirá que compre un seguro contra inundación. Algunas instituciones financieras pueden además solicitar cobertura contra terremotos, si vive en una región vulnerable a sismos.

Si compra un apartamento en una cooperativa o condominio, la administración probablemente le pedirá que compre un seguro de propietario, para que proteja su unidad, ya que las áreas comunes que comparte con los otros dueños de la cooperativa o condominio, están cubiertas por una póliza maestra otorgada por el consejo administrativo del mismo.

Aunque muchas veces parezca absurdo e innecesario estar pagando todos los años por un seguro para su propiedad, la realidad es que usted también se está protegiendo de tener que desembolsar una fuerte suma de dinero, o simplemente no disponer del mismo, para cubrir los costos imprevistos de alguna calamidad.

En caso de que llegue a ser víctima, por ejemplo, de un robo, si está asegurado no tiene por que preocuparse ya que la compañía de seguro le indemnizará económicamente por sus pérdidas. O si su casa sufre daños por un fenómeno o desastre natural, el seguro estará allí también para ayudar a pagar por los costos de reconstrucción. Si su vivienda queda inhabilitada, su compañía aseguradora también le reembolsará por los gastos extras de supervivencia.

Es bien importante también, que antes de escoger el seguro de propietario para cubrir su casa y sus posesiones personales, pida varios presupuestos y busque la cobertura más amplia para que viva con tranquilidad. También asegúrese de que esté tratando con una aseguradora confiable que realmente le responda cuando la necesite. Si no quiere pagar un seguro muy alto, pregunte a su agente o compañía de seguros de qué manera puede reducir el precio.

Después de que termine de pagar el préstamo de su casa, nadie lo podrá forzar a comprar un seguro de propietario. Pero con todo lo que ha invertido en su casa verá que no es recomendable que cancele su póliza y exponga a toda clase de imprevistos su propiedad y todo lo que ésta representa para usted.