Seguro privado de hipotecas

Seguro privado de hipotecas

El seguro privado de hipotecas, en inglés llamado Private Mortgage Insurance (PMI) es un seguro adicional que los prestamistas pueden requerirle a los compradores de una vivienda que deseen obtener un préstamo que sea de más del 80% del valor de la propiedad. Es decir, si usted está comprando una vivienda y está abonando menos del 20% de inicial, el financista que le otorgue la hipoteca podrá exigirle que adquiera este seguro.

El seguro PMI permite que los prestatarios con poco acceso a efectivo para dar un monto grande de inicial en la compra de una vivienda tengan un mayor acceso a convertirse en propietarios y protege al prestamista en el caso de que ocurra una insolvencia en el préstamo.

Una vez que el valor del préstamo se reduce por debajo del 80% del valor de la vivienda, y siempre y cuando el prestatario esté al día en los pagos de la hipoteca, el prestamista podrá descontinuar el requisito de cobrar este seguro. Sin embargo, la responsabilidad de pagar o solicitar que se descontinúe este pago recae en el comprador de la vivienda. Si usted no está pendiente de este y el saldo de su préstamo es mucho menor del 80% del valor de la vivienda, es posible que se encuentre pagando por unas primas de seguros que no son necesarias, algo que puede costar entre $250 y $1.200 al año.