Consejos para ahorrar al momento de adquirir un seguro de auto

Consejos para ahorrar al momento de adquirir un seguro de auto

  1.  Compare los precios y servicios. Los precios por la misma cobertura pueden variar mucho de una compañía a otra. Solicite por lo menos tres cotizaciones (por el mismo producto) de tres fuentes distintas; ya sea de agentes o corredores de seguros, directamente de la compañía de seguros o a través de Internet. Es posible que el Departamento de Seguros del estado donde usted vive, tenga lineamientos (guías) de cuánto cobran las aseguradoras por los diferentes tipos de pólizas de auto. 

    Algunas compañías de seguros tienen sus propias agencias, y también pueden ofrecer sus pólizas a través de agentes autorizados o corredores de seguros que manejan simultáneamente seguros de varias empresas aseguradoras. Otras compañías venden sus productos o pólizas directamente al consumidor, a través de servicios de Internet o por teléfono.

  2. Pida cotizaciones a varios tipos de empresas de seguros. La empresa de seguros que elija no sólo deberá ofrecerle buenos precios, sino también un excelente servicio. En algunas ocasiones, un mejor servicio pudiera costarle un poco más caro. Compare también el servicio de los diferentes agentes que contacte y pregúnteles qué pueden ofrecerle para reducir costos. 

    No compre solamente basado en el precio, pida referencias a sus amigos y familiares sobre empresas de seguros que les hayan dado buen servicio y buenos precios. El Departamento de Seguros del estado donde vive puede decirle si la compañía con la que considera hacer negocios ha recibido quejas y en qué proporción, comparadas con la cantidad de pólizas que vende. 

    Averigüe la calificación financiera de las compañías que le interesen a través de alguna de las agencias independientes calificadoras como A.M. Best o con Standard and Poors, e inclusive consultando revistas de finanzas o para el consumidor. Seleccione a un agente o compañía cuyo representante se tome el tiempo de responderle sus preguntas, ya que ésta es la empresa con la que tendrá que lidiar en el momento que se le presente una emergencia o un accidente.

  3. Antes de comprar su auto, compare los costos del seguro. Asegúrese de averiguar cuánto le va a costar asegurar dicho auto. Parte del costo de las primas de seguros se afectará como resultado del tipo de auto, el precio de compra, el costo de repararlo, su desempeño de seguridad en conjunto y las posibilidades de robo del mismo. Muchos seguros ofrecen descuentos adicionales a los conductores que instalan medidas de seguridad o cuyos autos poseen elementos que ya vienen de fábrica; por ejemplo, si tienen o no bolsas de aire, usan luces durante el día (daytime running lights), utilizan dispositivos que evitan o hacen más difícil el robo, poseen frenos de seguridad y antibloqueo (anti-lock brakes), etc. 

    Algunos estados en particular exigen al seguro o compañía de seguro que den descuentos adicionales a sus clientes por instalar medidas de seguridad adicionales en su auto. Puede revisar la página Web del Instituto de Seguros y Seguridad de las Carreteras (Insurance Institute for Highway Safety).

  4. Aumente los deducibles. Los deducibles representan la cantidad de dinero que usted deberá pagar antes de hacer un reclamo al seguro. Mientras más alto es el deducible, más barato es el seguro. Por ejemplo, si aumenta su deducible de 200 a 500 dólares, reducirá el costo anual del seguro de un 15% a un 30%. Un deducible de mil dólares puede ahorrarle hasta un 40% en la prima del seguro.
  5. Reduzca la cobertura de choque y contra otros riesgos en carros más viejos. Considere abandonar o reducir la cobertura de riesgos varios y de choque en autos viejos. Puede que no sea ventajoso pagar una póliza para asegurar un vehículo que vale diez veces menos de lo que le repone el seguro. Cualquier beneficio de cobertura que usted reciba, no cubrirá el dinero que usted ha pagado en las primas y el deducible. Un siniestro ocurre en promedio una vez en once o doce años. Un concesionario de autos o su financista pueden decirle el valor de su automóvil. También puede ver el valor estimado de su auto en la página Web de Kelley Blue Book. Recuerde también de revisar al menos una vez al año sus necesidades y monto de la cobertura del seguro.
  6. Compre sus seguros de auto a la misma compañía que le asegura la casa y pídales descuentos por paquete. También pudiera recibir algún descuento si tiene varios vehículos bajo una misma póliza y algunas compañías reconocen la lealtad dando descuentos a sus clientes más antiguos. Compare precios, muchas veces puede encontrar mejores ofertas sin necesidad de amarrar todos los autos a una sola póliza.
  7. Saque provecho a los descuentos por poco millaje. Algunos conductores que manejan pocas millas al año, menores al estándar anual, pueden recibir descuentos adicionales; las aseguradoras también pueden ofrecer descuentos a quienes se ponen de acuerdo con otras personas para manejar al trabajo, lo que se conoce en inglés como carpool.
  8. Pregunte por los seguros de grupo. Es posible que reciba descuentos adicionales si recibe seguro a través de su empleador, como parte de su gremio de trabajo o por medio de una asociación grupal como ex-alumnos de una universidad u organizaciones similares. Pregunte a su empleador o a los grupos a los que pertenece.
  9. Mantenga un buen historial crediticio. Su historial de crédito puede afectar el precio de las pólizas de seguro que usted paga. Si bien el uso del historial de crédito varía de acuerdo con las leyes del estado y con las políticas de una compañía a otra, es un instrumento de evaluación que permite que la aseguradora califique a los candidatos para asegurarlos de una forma uniforme y objetiva. De hecho, los conductores con historiales de crédito establecidos por mucho tiempo, tienen menos accidentes que aquellos con poco historial de crédito. Puede usar los servicios de Internet para obtener información sobre cómo conocer y mejorar su historial crediticio.
  10. Solicite descuentos para conductores responsables. Muchas aseguradoras dan descuentos especiales para conductores que no han tenido accidentes o infracciones de tránsito (boletas por exceso de velocidad, por ejemplo) por varios años. También puede calificar para ciertos descuentos si ha tomado recientemente un curso de conducir.

 

Además, pregunte sobre otros descuentos

Por ejemplo pudiera recibir descuentos adicionales si es mayor de 50 años, si es mayor de 55 y está retirado, si los conductores jóvenes de su núcleo familiar tiene buenas calificaciones en la escuela, estos toman cursos de manejo a la defensiva o si están en la universidad a más de 100 millas de distancia de su casa.

Así que cuando vaya en busca de un seguro de auto, pregunte por los siguientes descuentos y compare entre varias ofertas. Recuerde, estos no siempre estarán disponibles en todos los estados o en todas las aseguradoras:

 

  • Un deducible de $500 dólares comparado con uno de $1.000 dólares.
  • Pólizas para más de un auto.
  • No ha tenido accidentes en los últimos 3 años.
  • No ha tenido infracciones de tránsito en los últimos tres años.
  • Conductores de más de 50 años o entre 50 y 55 años.
  • Conductores que han tomado cursos de entrenamiento para conducir.
  • Conductores que han tomado cursos para conducir de modo defensivo.
  • Descuentos por implementación de elementos antirrobo.
  • Pocas millas recorridas al año.
  • Autos con bolsas de aire.
  • Autos con frenos anti-bloqueo (anti-lock brakes).
  • Autos con luces encendidas durante el día.
  • Estudiantes conductores que tienen buenas calificaciones en la escuela.
  • Cobertura de auto y propiedad (vivienda) con la misma empresa.
  • Estudiantes en la Universidad, que viven fuera de casa.
  • Clientes con trayectoria de muchos años y antigüedad.
  • Otros descuentos adicionales.