En tierra y en mar, los dueños de botes necesitan la cobertura apropiada para sus naves

 

 


Indica el I.I.I. que los accidentes y daños pueden suceder en el mar o en camino a la marina

NEW YORK, 15 de julio de 2009 — En el pleno del verano cuando los dueños de botes de placer más uso le dan a sus naves, más necesitan cerciorarse que poseen la suficiente cobertura de seguros antes de adentrarse al mar, indica el Insurance Information Institute (I.I.I.).

Las pólizas estándares de seguros de botes típicamente cubren los daños resultantes de un choque, fuego o de descargas eléctricas y rayos. Además, otros daños como vandalismo o robo pueden estar cubiertos en el caso de botes ya que están expuestos a estos, tanto en el mar como en tierra.  

A menudo, muchas pólizas de seguros de botes incluyen cobertura por daños que sufra no sólo el bote en sí, sino también maquinarias, accesorios y equipos auxiliares como pueden ser los motores fuera de borda o los remolques que usen para movilizarlos en tierra, accesorios que están adosados permanentemente, así como propiedad personal, hasta cierto valor acordado de antemano.

Estas pólizas suelen tener cláusulas de provisión para daños causados a la propiedad o a la persona de terceros y por gastos médicos, ya sean lesiones que sufra el propietario del bote o sus pasajeros, y daños sufridos o causados a terceros. Así también, las cláusulas de responsabilidad civil para pasajeros por costos legales incurridos tras demandas contra aquellas personas que estén usando el bote con autorización del propietario.

"Para determinar el costo del seguro de bote, las aseguradoras examinan el tamaño, tipo y valor de la nave, así como cuales son las rutas por las que navegará”, indicó Michael Barry, vicepresidente de relaciones con los medios del I.I.I.

Una póliza de seguro puede proveer cobertura en caso de daños físicos a la nave, de dos maneras: cobertura de seguro de valor actual (actual cash value) o proveer de cobertura de valor negociado o acordado (agreed amount value). Esta es la diferencia entre los dos tipos de cobertura:

  • Coberturas de seguro de valor actual (actual cash value) reintegran el costo de reemplazar los artículos dañados menos la depreciación acumulada de estos al momento de la pérdida. En el caso de una pérdida total, se utilizan recursos para conocer su costo en el mercado actual. Las pérdidas parciales se determinan tomando en cuenta los costos de reparación y reposición, menos la depreciación acumulada. 
  • Las pólizas de seguros que proveen de valores negociados o acordados (agreed amount value) significa que usted y su aseguradora han acordado que en el caso de una pérdida total, usted recibirá una cierta cantidad de dinero. Este tipo de póliza también sustituye artículos asegurados antiguos por elementos nuevos en caso de una pérdida parcial, sin reducir el monto de reposición con la depreciación acumulada.

Según el I.I.I., el seguro típico de botes especifica un deducible de $250 por daños a la propiedad, $500 en caso de robo y $1.000 de deducible para pagos médicos, pero es común que se puedan obtener deducibles mayores.

La mayoría de las compañías que aseguran botes imponen limites de cobertura de responsabilidad civil que comienzan en $15 mil y por lo general hasta $300 mil, por lo que los dueños de botes deben considerar adquirir un seguro paraguas de responsabilidad civil, el cual además incrementa los límites de la cobertura de esta porción del seguro en su póliza de casa, inquilino o automóvil.

Otro elemento que debe considerarse apropiadamente es la cobertura para equipos especiales que se utilicen en el bote como son los equipos de pesca, para su remolque, etc. De hecho los dueños de botes deben preguntar específicamente si su póliza provee de descuentos en algunos de los siguientes casos:

  • Si la nave opera con combustible diesel, el cual es menos peligroso que la gasolina que usan los botes y reduce el riesgo a que la nave explote.
  • Si poseen equipo de extinguir fuegos aprobados por la Guardia Costera.
  • Si cuentan con equipo de radio marina para contactar con tierra.
  • Si no han presentado reclamos al seguro en dos años consecutivos.
  • Si tienen otros seguros con la misma aseguradora, como el seguro del auto, de propietarios de casa o un seguro paraguas de responsabilidad civil.
  • Si los dueños y operadores del bote han terminado cursos de educación y seguridad en el mar tales como los ofrecidos por Coast Guard Auxiliary o por U.S. Power Squadrons.

Los dueños de botes pueden y necesitan contactar a su agente de seguros para obtener información adicional sobre este seguro. 

Para más información sobre los seguros, visite el sitio Web del I.I.I.

El I.I.I. es una organización sin fines de lucro dedicada a la difusión de información y respaldada por la industria de seguros.

Back to top