¿Qué cobertura de seguros paga por los daños causados por una erupción volcánica?

La gran mayoría de las pólizas estándar de seguros de propietarios de viviendas están diseñadas para dar cobertura a una amplia gama de siniestros como son los daños por incendios, humo, rayos, tormentas, lluvia, viento, nieve, huracanes, tornados, granizo, explosiones, conmoción civil o disturbios callejeros, vandalismo, robo, objetos que caen del cielo, daños causados por el choque de un vehículo, congelamiento y ruptura de tuberías y muchos de los daños causados por erupciones volcánicas.

Este tipo de cobertura amplia está también disponible para quienes alquilan una vivienda, sea casa o apartamento, quienes al comprar el seguro de inquilinos obtienen protección financiera para reponer las pertenencias personales o el contenido de la vivienda alquilada.  

Aunque no es muy común escuchar de una súbita explosión volcánica, la cobertura del seguro en esos casos es bastante amplia. Además de incluir cobertura por los daños que pudiera causar el flujo de lava proveniente de un volcán que entre en actividad, la póliza estándar de seguros de propietarios y la de seguros de inquilinos incluyen pérdidas causadas por la detonación volcánica, por las ondas de expansión, ceniza y polvo que se propaguen por el aire, así como por los incendios o explosiones resultantes de dicha erupción. Además, si una vivienda o un negocio asegurado que ha sido evacuado, sufren saqueos, robos o vandalismo, estos daños también estarían cubiertos bajo las pólizas según sean sus especificaciones.

En el caso de las cenizas hay ciertas limitaciones de cobertura. Por ejemplo, para que la póliza cubra el costo de remoción de cenizas de las pertenencias personales (del contenido de la casa), la ceniza debe haber causado un daño físico directo a la propiedad. Y, por lo general, remover las cenizas acumuladas en el exterior de la propiedad y su terreno adyacente, no está cubierto bajo la póliza estándar.

Los daños causados por una erupción volcánica y específicamente los daños que sufran los autos por el avance de un río de lava, estarán cubiertos en la porción del seguro de auto que se conoce como cobertura extensiva o cobertura para otros riesgos (diferentes a choques), que en inglés se le conoce como comprehensive. Pero es necesario hacer la salvedad que esta porción de la póliza de autos es opcional y voluntaria; si el propietario del auto no la desea y no la obtiene, el seguro mínimo obligatorio de responsabilidad civil del auto no cubrirá los daños físicos que sufra el vehículo. Además, en la gran mayoría de las pólizas de seguro de auto extensiva hay una cobertura para el daño del motor causado por una súbita acumulación de polvo o ceniza en el motor.

Lo que hay que tener en cuenta es que la acumulación paulatina y constante de polvo volcánico por un período de tiempo prolongado, así cause fallas al motor del auto y daños a propiedades como casas y negocios, esa NO está cubierta por la porción de erupción volcánica de la póliza.

Al hablar de erupción volcánica hay que aclarar que esta cobertura no incluye los daños que sufra una propiedad por el movimiento de la tierra, terremotos, temblores, derrumbes de tierra o de lodo, o el movimiento del terreno, así estos sean causados por la erupción volcánica. Por lo mismo, es importante que las personas que viven y tienen negocios en lugares propensos a los terremotos obtengan el seguro para esos daños, el seguro para terremotos, que está disponible como una póliza por separado del seguro estándar de propietarios de vivienda, de inquilinos o de propietarios de negocios.

En el caso de los negocios, el propietario puede obtener una cobertura para pérdidas de ingresos por tener que cerrar temporalmente el negocio debido a la erupción volcánica siempre y cuando se cumpla una de estas condiciones: el negocio sufre una pérdida o daño físico que obligue a cerrar y la causa de ese daño es una de las coberturas especificadas en el seguro del negocio, por ejemplo, que la erupción volcánica esté incluida en la póliza del negocio; si los daños físicos sufridos por el negocio privan a los empleados de poder accede al lugar de trabajo; si las autoridades competentes gubernamentales sellan el área privando que los clientes, empleados y proveedores a que tengan acceso al negocio.

Es común que las pólizas de negocios para interrupción de ingresos o interrupción de negocios, tengan un período de espera, típicamente de 72 horas de espera, entre que el negocio sufre el daño que interrumpe sus actividades regulares y cuando la cobertura entra en acción. Este tiempo de espera hace las veces de un deducible de la cobertura.

Hay algunas formas de actividad volcánica diferentes al flujo de lava, como serían el flujo de agua o de lodo de un volcán, que no están incluidas de la cobertura típica de erupción volcánica de una póliza de propietarios de vivienda, de negocios o de inquilinos. Sin embargo, la cobertura por daños causados por  agua o por lodo como parte de la efusión volcánica está incluida en la cobertura general del seguro de inundaciones disponible a través del Programa Nacional (Federal) de Seguros de Inundación, National Flood Insurance Program. Como en otros casos de daños por inundaciones, la póliza de seguros de este programa (sea para propietarios o para inquilinos) tiene un período de espera de 30 días, que va entre que se adquiere y la póliza entra en vigencia.

El I.I.I. ofrece una amplia gama de artículos en español sobre cómo funcionan las coberturas de seguros en el caso de otros fenómenos naturales o causados por el hombre que afecten a su vivienda o sus pertenencias personales, una amplia sección de estadísticas sobre volcanes, terremotos y otros desastres para los que existen coberturas de seguros, así como otros recursos relacionados con las erupciones volcánicas.

OTROS RECURSOS RELACIONADOS A LAS ERUPCIONES VOLCÁNICAS

Departamento de Asistencia al Consumidor del estado de Hawaii

Concilio de Aseguradoras de Hawaii (Hawaii Insurers Council)

Concilio de Aseguradoras del Noroeste (NW Insurance Council)

Back to top